CALZADO CON SUELA RESISTENTE A LA ABRASIÓN

Este tipo de suela es un modelo de máxima resistencia a la fricción contra una superficie. La resistencia a la abrasión permite mantener la apariencia de la suela cuando se frota con otro objeto. Por todo ello, se trata de un producto de gran durabilidad que dota al calzado laboral de la máxima protección para el pie. Está especialmente diseñada para el trabajador expuesto a grandes esfuerzos en sectores como el agrario, la construcción o la metalurgia entre otros.